¿Qué visitas guiadas hay en Córdoba y qué veremos?

Por Fede

Las Visitas Guiadas o free Tours son una excelente opción para conocer lo fascinante que es Córdoba. Existen muchos guías que te harán vivir otro nivel de experiencia, porque además de visitar lugares emblemáticos estos se encargan de suministrar toda la información necesaria del lugar que se esté visitando.

Conocerás historias, leyendas y anécdotas del sitio que te van a encantar. Aunque, años atrás estas visitas solo estaban destinadas a viajeros de edad avanzada, en la actualidad han cambiado la normativa y se han diseñado nuevas visitas para viajeros jóvenes e inclusive sin un precio fijo.

¿Llegaste de visita a Córdoba y no hayas por dónde comenzar a conocerla?

No te preocupes, lo resuelves rápido, simplemente tienes que contactar a los encargados de las visitas guiadas o sumarte a las decenas de tours que salen a diario. O si bien no te gusta salir sin organizar tu viaje, entonces haz la reserva de este servicio, ellos te darán las rutas, los itinerarios y las fechas.

La ciudad Andaluza te espera para que vivas una grata experiencia, donde cada paseo es especial, además los guías hablan varios idiomas y te brindan la oportunidad de conocer gente de otros países.

Visita guiada por la famosa Mezquita

Uno de los sitios que no puede faltar en los tours, es la visita a la Mezquita.

Conocida también como la Catedral de Córdoba es un recinto religioso único en el mundo que simboliza uno de los ejemplos más impresionantes del arte islámico en la península ibérica. Además, te enterarás de que es muy reconocida por sus peculiares arcos blancos y rojos junto con su significado.

Cabe indicar que, en los primeros cinco de los ocho siglos de dominio musulmán del califato de Córdoba, este monumento fue el monasterio más significativo. Pero, después de la reconquista de la ciudad fue ajustada al culto cristiano, confiriéndole ese aspecto tan característico y extraordinario que se conoce en la actualidad.

Además, este lugar se convirtió en la segunda Catedral más grande del mundo por sus metros de extensión. Y uno de sus componentes más renombrado es el bosque de 856 columnas de granito, jaspe y mármol que complementan el espacio.

Asimismo, se caracteriza por no estar dirigida hacia la Meca sino hacia el sur, como están la mayor parte de los centros religiosos islámicos. De hecho, se piensa que este detalle se deba a que el edificio lo adaptaron a construcciones urbanísticas que ya estaban durante la época romana.

Ahora bien, la mejor forma de conocer este impresionante monumento es por medio de un guía y además de eso te evitarás las inmensas colas de otros que también la quieren conocer.

Visita a la espectacular Medina Azahara

Al visitar Medina Azahara verás un yacimiento arqueológico que ha sido declarado Patrimonio Mundial por la UNESCO y que es uno de los monumentos más importantes y significativos de la historia de la Europa medieval. Es bueno indicar que fue construida en el año 929 bajo el reinado de Abd-al Rahman III.

El cual, fue el primer soberano del Califato Omeya de Córdoba y el último emir independiente y este viene a ser uno de los tres legados que le dejó a la ciudad. Cabe señalar que la misma fue creada por Abd-al Rahman III para demostrarle a sus contrincantes, especialmente al recién instaurado Califato fatimí de Ifriqiya, su poder y sus lujos.

En otras palabras, Azahara tenía que representar el prestigio de la autoridad del califa y la supremacía moral de su forma de pensar. Por lo tanto, diseñó la ciudad de manera que sorprendiese a todos los visitantes. Debido a eso, es que la entrada a la misma está compuesta por una puerta triunfal a la cual le siguen ocho arcos grandes resguardados por soldados y funcionarios.

Asimismo, las torres de la Mezquita se elevaban sobre las callejuelas que se divisan desde lejos y en el palacio se ve un flujo de salas y espacios de reuniones que progresivamente aumentan en riqueza.

Visitar los monumentos Mezquita y el Alcázar

Aquí se combina primero que nada una visita al interior de la Mezquita o Catedral y luego la del Alcázar, que se prefiere realizar por el paseo exterior de sus zonas ajardinadas. Cabe destacar que la Mezquita o Catedral de Córdoba es uno de esos monumentos que no tiene comparación con ningún otro sitio del mundo.

Es decir, que puedes visitar todas las mezquitas y catedrales que quieras, pero no encontrarás en ningún lugar el parecido entre ambas. Por otra parte, el Alcázar de los Reyes Cristianos, al cual se le llamó así para diferenciarlo del antiguo alcázar califal que se encuentra ubicado en el mismo solar y del que sólo existen ruinas.

Y aunque sea una construcción de la época cristiana del siglo XIV, como algo peculiar se sigue utilizando la palabra árabe alcázar. Así que, en él puedes admirar no solamente su arquitectura medieval, sino que también prototipos de otras épocas remotas, como por ejemplo los impresionantes mosaicos romanos que se encuentran en una de sus estancias.

No obstante, sus jardines, donde el agua se detiene en sus estanques o corre por los senderos de las acequias. Al igual que sus petunias, naranjos, arrayanes, limoneros y un sin fin de plantas que adornan la fascinante historia de esta fortaleza, es lo que hace que se tenga en cuenta como uno de los sitios más atrayente de toda el área monumental.

Ver los Patios de Córdoba

En este recorrido conocerás los 6 Patios de Córdoba más hermosos y donde el guía te contará acerca de su origen, sus secretos y sus curiosidades. Así como también compartirás con las familias que viven allí y hasta escucharás sus anécdotas. Es importante señalar que desde tiempos andalusíes los patios de Córdoba han sido un área destinada a encuentros vecinales.

Los cuales se mantenían colmados de plantas, flores y fuentes. Es más, si quieres saber de su origen más antiguo, te diré que provienen de las domus romanas que configuraron los patios como áreas importantes para la sociedad de esa época. Y se les considera la zona central y pública en comparación con el resto de dependencias de la casa.

Además, estos patios mantienen la tradición desde el siglo XIX y se trata del concurso de Patios en Córdoba que comenzó en el año 1921 y por lo tanto fueron declarados por la UNESCO como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

De hecho, el Festival es una fecha muy significativa en la ciudad y por eso es que los dueños de los mismos trabajan incansablemente durante todo el año con el fin de que se destaque ese rincón de su casa y puedan exhibirlo en todo su esplendor.

Visitar Córdoba es gratificante, es una ciudad con muchos encantos. Si tienes la oportunidad de recorrerla en una visita guiada no la pierdas. Conocer su historia te hará cambiar la perspectiva de tu viaje y de seguro querrás volver.

 

 

Los que buscaron esto también leyeron...

Dejar un comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros durante la navegación por el sitio web, con la finalidad de permitir el acceso a las funcionalidades de la página web, extraer estadísticas de tráfico y mejorar la experiencia del usuario. Para más información, puede consultar nuestra Política de cookies Aceptar Leer más