Excursión a la Isla graciosa

Por Fede

La Graciosa es el nombre de la reserva marina más grande de Europa

El relieve de La Graciosa apenas llega a los 29 kilómetros cuadrados, pero cada centímetro de la isla ocupa un paisaje hermoso y tranquilo, perfecto para unas vacaciones relajantes donde solo quieres desconectar de la vida moderna.

Un aspecto peculiar de la Isla Graciosa es que no encontrarás coches, carreteras, humo o contaminación, todo esto lo dejarás atrás una vez que tomes el ferry, pero más adelante te encontrarás con la experiencia de los nativos.

¿Cómo llegar a la Isla Graciosa?

La Graciosa forma parte del Archipiélago de Chinijo, que es un conjunto de tres islas mayores y pequeños islotes. Todos juntos forman parte del Parque Natural del Archipiélago de Chinijo.

La graciosa es la isla más grande y la única habitada en todo este complejo, aún así, solo encontrarás aproximadamente 700 habitantes, separados del resto de España por medio de una franja estrecha de Mar Azul, por lo tanto el único sitio de acceso es lanzarote.

El barco que te lleva a la graciosa sale desde el puerto de Órzola, en el norte de la isla de Lanzarote. El recorrido dura aproximadamente media hora y Su costo total es de 26 € de ida y vuelta. También puedes llegar por medio de una excursión organizada.

Excursión en catamarán a La Graciosa

Tu primer acercamiento hacia la isla La Graciosa puede ser por medio de una excursión de un día en catamarán, que es una opción muy recomendada sí solo quieres relajarte y disfrutar.

Este tour dura aproximadamente 6 horas, en las cuales navegarás alrededor de toda la isla y conocerás los pequeños islotes del archipiélago, con breves paradas en las respectivas playas para turistas.

Además del paseo en barco la comida está garantizada, contarás con una barra libre, transporte desde tu hotel y actividades acuáticas como snorkel y kayak.

¿Qué hacer en la Graciosa?

La Isla graciosa es pequeña y cuenta con pocos habitantes, pero si eres un turista hay mucho que hacer y mucho por descubrir, por lo que la mayoría de personas se quedan entre 2 y 3 días.

Durante este tiempo puedes hacer senderismo, visitar las playas y actividades acuáticas, con el beneficio de evitar las interminables filas y el ruido ensordecedor de otras playas, después de todo, lugar muy concurrido.

Visita playa Francesa

Playa francesa es conocida por sus blancas arenas y aguas azul turquesa, en las que se puede ver algunas especies de peces y corales, por lo que es común la práctica de snorkel y buceo.

Desde aquí también se puede ver el Risco de Famara y el Mirador del Río, que son dos paisajes espectaculares que sin duda querrás atesorar en una foto.

Existen dos formas de acceder a Playa Francesa, a pie o en bicicleta mediante un camino de arena desde Caleta de Sebo. También puedes contratar una excursión en catamarán desde el puerto de Órzola, en la isla de Lanzarote para desembarcar en Playa Francesa.

Camina hacia el volcán de Montaña Amarilla

El volcán de montaña amarilla está ubicado luego de un Sendero de arena desde Caleta de sebo. La duración del recorrido dependerá únicamente de tu propia velocidad, pero en los casos más lentos amerita una hora y media.

En la trayectoria te encontrarás con las míticas playas del Salado y La Cocina, ambas destinos paradisíacos con aguas cristalinas y arenas de tonalidades amarillas que invitan a la relajación y el descanso.

Disfruta de la gastronomía local

Cómo se trata de una isla el pescado fresco es el ingrediente estrella en la mayoría de restaurantes, de hecho, encontrarás un menú repleto de pescados locales acompañados de recetas impresionantes.

Difícilmente te irás con el estómago vacío porque encontrarás papas arrugadas con mojo, quesos, vinos y postres deliciosos, que te llegarán directamente al corazón.

En la mayoría de restaurantes te encontrarás con la espectacular vista de los Riscos de Famara, por lo que es el lugar perfecto para descansar luego de un largo paseo en bicicleta.

Alquiler de bicicletas

La Isla la graciosa se caracteriza por no tener carreteras de ningún tipo y tan solo existen unos pocos taxis que se dirigen a los puertos para dejar a los turistas.

Esto quiere decir que el medio de transporte por excelencia es la bicicleta y a lo largo de los puertos encontrarás varias empresas donde podrás alquilar uno durante todo el día.

En los meses de temporada alta de julio y agosto, es necesario reservar con anticipación y por esta época el precio se acerca a los 10 € para una alquiler de todo el día.

 

Los que buscaron esto también leyeron...

Dejar un comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros durante la navegación por el sitio web, con la finalidad de permitir el acceso a las funcionalidades de la página web, extraer estadísticas de tráfico y mejorar la experiencia del usuario. Para más información, puede consultar nuestra Política de cookies Aceptar Leer más